LEY NACIONAL DEL CÁNCER: ¿QUÉ TIPOS DE ENFERMEDADES ESTÁN PRESENTE?

¿Contempla la Ley Nacional del Cáncer todos los tipos de cáncer? La respuesta es sí.

Si bien el AUGE ya otorgaba cobertura a algunos tipos de cáncer que afectan a adultos y a todos los cánceres infantiles, quedaban pendientes una serie de desafíos en esta materia que sólo podían superarse con una regulación integral respecto a esta patología.

De acuerdo a las estimaciones de los expertos, durante los próximos años el cáncer se convertirá en la primera causa de muerte en Chile, superando incluso a las enfermedades cardiovasculares. Es por eso que, resultaba urgente contar con una política pública al respecto que fuera más allá de la creación de programas disgregados, encaminados a enfrentar determinados tipos de cáncer, y que solían quedar condicionados – tanto en su ejecución como en su financiamiento- al apoyo del gobierno de turno.

La Ley Nacional del Cáncer constituye un marco normativo que aborda desde múltiples aristas la condición del cáncer, considerando su prevención, detección temprana de la enfermedad, tratamiento adecuado a través de la creación de una Red Oncológica Nacional, atención oportuna, integral y de calidad para los enfermos y sus familias, el fomento a la investigación, formación y capacitación de recursos humanos, cooperación público – privada, principalmente mediante los aportes al Fondo Nacional del Cáncer y en la conformación de la Comisión Nacional del Cáncer, administración de información estadística de los pacientes con cáncer y planificación quinquenal en base a aquella, desarrollo de guías clínicas de carácter obligatorio para el sector público (referenciales para el sector privado), entre otras.

Además de las necesidades de salud, esta ley también se hace cargo de la discriminación laboral que viven las personas que padecen o han padecido cáncer, estableciendo sanciones a los empleadores que condicionen la contratación, permanencia, renovación del contrato o la promoción o movilidad en el empleo, a no encontrarse en alguna de dichas circunstancias.

De esta manera, la Ley Nacional del Cáncer no está pensada para otorgar beneficios a determinadas patologías, sino que constituye un conjunto de principios, derechos y obligaciones dirigidos a hacer frente a esta enfermedad mediante un sistema permanente y de revisión periódica, asegurando también su financiamiento.

0 0 vote
Article Rating

Deja un comentario

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments